Connect with us
Puede ser una imagen de mapa y texto que dice

Sin categoría

Se abre la muestra Tornaviaje en el Prado con piezas de Arahal, Carmona y Sevilla

Published

on

Spread the love

El Cristo de la Veracruz de Carmona y el copón guatemalteco de la parroquia de la Magdalena de Arahal participará en “Tornaviaje, Arte Iberoamericano en España”, del Museo Nacional del Prado que podrá verse del el 5 de octubre de 2021 y el 13 de febrero de 2022 sobre obras de arte que llegaron a España procedentes de los virreinatos americanos para mostrar a la sociedad de su tiempo las riquezas del Nuevo Mundo.

'Vista de Sevilla', de la Fundación Focus, permite asomarse a cómo era la ciudad en el siglo XVII

La Fundación Focus ha prestado al Museo Nacional del Prado el lienzo ‘Vista de Sevilla’, de autor anónimo.

Imagen

El tornaviaje es, literalmente, el viaje de regreso. El más importante de la Historia es tal vez el que protagonizó Cristóbal Colón tras el descubrimiento del Nuevo Continente, aunque hubo muchos más. Y prácticamente cada ciudad, cada municipio, es capaz de contar un tornaviaje de película protagonizado desde las Américas por algún héroe local.

63 prestadores nacionales y 3 internacionales han colaborado en la organización de esta exposición con el préstamo de 95 de las 107 obras expuestas, creadas en Perú, Colombia y México, entre otros, de las cuales 26 han sido restauradas para la ocasión. Prueba del carácter nacional de esta muestra es que hay obras provenientes de 25 provincias diferentes.

Cristo de Zacatecas en su retablo en Montilla.

Andrés de Mesa regresó triunfal a Montilla en el XVI con muchas historias que contar, casado con Francisca Cortés –nieta de Hernán Cortés, el conquistador de México– y un buen número de bienes entre los que había un imponente Cristo barroco de algo más de dos metros de altura construido con una mezcla de fibras vegetales de caña de maíz y encolados.

Imagen

Desde la conquista de América y hasta su independencia llegó a nuestros pueblos y ciudades un mayor patrimonio desde el otro lado del Atlántico que desde cualquier punto de Europa.  Todas las regiones españolas participaron de este fenómeno (las obras expuestas proceden de veinticinco provincias), pero especialmente Sevilla y Cádiz.

Imagen de la sala de la exposición “Tornaviaje. Arte Iberoamericano en España”. Foto © Museo Nacional del Prado

Se muestran antiguas cartografías de las zonas que se pretendió evangelizar o de las que se planeó extraer recursos naturales, como la plata de Potosí; de su Obrador procede una preciosa peana de la Virgen de la Caridad llegada a Villarrobledo y un estupendo Retrato de Moctezuma.

Varias pertenecieron a la antigua colección real y colgaron en los mismos palacios donde lo hacían los lienzos de Rubens o Velázquez; sin embargo, el Museo del Prado ha ignorado hasta ahora esta realidad. Con esta exposición quiere paliar esa laguna y ofrecer una visión más rica y compleja de la circulación y recepción de los objetos artísticos en España en época Moderna.

Imagen

Se han reunido asimismo representaciones de rasgos étnicos y oficios que testimonian una sociedad mestiza junto a retratos de quienes detentaban el poder político o eclesiástico como los tres mulatos de Esmeraldas, de Andrés Sánchez Galque, creada para dar cuenta del acuerdo alcanzado entre la Audiencia de Quito y las comunidades de la costa de Ecuador, donde convivían indígenas y africanos que habían escapado de la esclavitud.

Andrés Sánchez Galque. Los tres mulatos de Esmeraldas, 1599. Museo de América. Depósito del Museo Nacional del Prado

Se trata del célebre copón guatemalteco, obra de Pedro Valenzuela, de 1775, traído a su vuelta de América por el arahalense José Fernández Baena y regalado al Convento de San Roque. Con la desamortización y la consecuente marcha de los franciscanos alcantarinos pasó al Tesoro de nuestra Parroquia, en cuyas dependencias se expone con otras muchas piezas de orfebrería. Es una joya hispanoamericana de exuberante decoración barroca, única en Europa, razón por la que ha sido reclamada en otras ocasiones para diversas exposiciones.

No hay ninguna descripción de la foto disponible.

El Cristo de la Veracruz de Carmona

El Cristo llegó a Carmona desde América procedente de los talleres de Pedro de Gante, primer misionero de México que crea los primeros talleres artísticos de los franciscanos en Texcoco ciudad de México. El Cristo de Veracruz de Carmona guarda grandes similitudes con el Cristo de San Pedro de Marchena tal y como estudió Joaquín Márquez.

El cristo de la Veracruz de Carmona procede del convento franciscano de Carmona, y tras su desaparición fue a la Parroquia de San Pedro. Fue el antiguo titular de una desaparecida cofradía de Veracruz establecida en la iglesia del mencionado convento.

Obrador de Francisco de Escobar. Patrocinio de la Inmaculada sobre los hijos del virrey Conde de Lemos, hacia 1672. Monasterio de Santa Clara, Monforte de Lemos

Obrador de Francisco de Escobar. Patrocinio de la Inmaculada sobre los hijos del virrey Conde de Lemos, hacia 1672. Monasterio de Santa Clara, Monforte de LemosImagen

Villa Nogales anunció en 2012 que el crucificado de Carmona es una obra  de Francisco de Ortiz, relacionado con el taller mexicano de Fray Pedro de Gante.

Presenta un estado de conservación deficiente. La propuesta de intervención tiene prevista  la limpieza superficial del polvo acumulado, la fijación y asentado de color puntual de las zonas que presentan cierta inestabilidad, así como el estucado y la reintegración de las lagunas existentes.

Pedro de Gante, era un fraile  franciscano nacido en Gante y familia del Emperador Carlos V que respondiendo a la llamada del emperador tras la toma de México por Cortés, salió del puerto de Sevilla en 1523, hacia México para convertirse en primer evangelizador y educador europeo de los indios de América, fundando el primer colegio y taller donde educaba e instruía a los indios para que realizaran todo tipo de arte sacro, para así nutrir a los templos mexicanos.

Imagen

Llegó a México en 1523 y por órdenes de Hernán Cortés fueron trasladados a la ciudad de Texcoco donde vivió hasta 1526. Funda la escuela de San José de los Naturales junto al convento de San Francisco, primera escuela europea de América donde incorporará la enseñanza de artes y oficios que proveía a las iglesias de pinturas, escultores, talladores, canteros, carpinteros, bordadores, sastres, zapateros, y otros oficiales.

Jerónimo de Espellosa. Cruz procesional, 1663-1665. Parroquia matriz de San Marcos Evangelista. Diócesis de San Cristóbal de La Laguna

Jerónimo de Espellosa. Cruz procesional, 1663-1665. Parroquia matriz de San Marcos Evangelista. Diócesis de San Cristóbal de La Laguna

La muestra incluye un cocodrilo disecado que colgaba de una ermita tinerfeña recordando tanto la peligrosidad de la conquista como su éxito por mediación de la Virgen y una gran cruz procesional enviada por el deán de la Catedral de La Habana al canario Nicolás Estévez para un convento franciscano en su localidad. Esta última pesa casi cincuenta kilos y fue realizada por un platero aragonés emigrado; su filigrana conjugaba la plancha calada y una decoración a base de hilos trenzados.

Continue Reading
Advertisement

Sin categoría

Opinión; Un respeto a los nazis

Published

on

Spread the love

Francamente, y hablando de nazis, no se qué pensarían Goebbels o Bormann de un país que ha dispuesto toda su artillería para dar caza a doscientos paletos pertrechados con esvásticas mientras reconducen su aburrimiento al grito de fuera maricas de nuestros barrio. 

Fernando Brazo Díaz es graduado social, especializado en derecho
sindical. Ha trabajado como asesor laboral y sindical para la Federación de Industrias Afines de la Unión General de Trabajadores de Andalucía, así como en áreas de administración de diferentes empresas del sector público y privado.

 Mucho se está hablando de los manifestantes que el pasado sábado recorrieron las calles del madrileño barrio de Chueca y poco (o nada) de los auténticos nazis. Nos hemos acomodado a vivir en el error permanente. Acostumbramos a usar el término enemigo de forma inadecuada. Las fricciones forman parte de la convivencia, y pocos son los que saben gestionarlas con inteligencia.

El problema llega cuando el error de apreciación es inducido, o cuando pasamos del malestar propio tras la fricción a la inquina u obsesión. La inquina solo destruye a quien la alimenta, porque lo aleja de la realidad tangible que nos rodea. El enemigo, para serlo, debe contar inevitablemente con dos presupuestos. A saber, y por este orden: la capacidad de ocasionar daño, y la voluntad de llevarlo a efecto.

En el ámbito político, es habitual confundir adversario con enemigo. Estoy cansado de verlo en redes sociales. De hecho, esa confusión generalizada está deliberadamente inducida por quienes viven de nuestra vehemencia y, en mayor medida, de nuestra ignorancia. Llamar neonazis a los manifestantes que el sábado pasearon sus miserias por Chueca es fallar el tiro y, consecuentemente, debilitar a la sociedad en su conjunto.

En el ámbito político, es habitual confundir adversario con enemigo. Estoy cansado de verlo en redes sociales.

Lo primero que debemos hacer ante la presencia del enemigo, es identificarlo. Lo segundo, respetarlo. Y, por último, combatirlo. La identificación evita malgastar munición. Por ejemplo, los hilos de este secesionismo que ha situado a España al borde del precipicio no los mueven cuarenta gilipollas con aires supremacistas. Es necesario, dada la profundidad del pulso, que tras ellos se encuentre un país con tantos recursos como ganas de desestabilizar la UE.  Y si es posible, en el que se hable ruso.

Ni España es el objetivo, ni al recién detenido líder secesionista le dan las neuronas para auspiciar un plan que deje al juez Llarena a los pies de los caballos dentro del concierto jurídico europeo. El respeto, ya en la segunda fase, es el fundamento nuclear para doblegar al enemigo. Cuando hablo de respeto me refiero a no menospreciarlo, y el menosprecio empieza cuando le damos una entidad que no tiene en términos reales. Si retiramos el foco del objetivo, nos debilitamos.

Justo lo que hemos hecho, dirigidos por los medios, con el grupúsculo de imbéciles de Chueca. Francamente, y hablando de nazis, no se qué pensarían Goebbels o Bormann de un país que ha dispuesto toda su artillería para dar caza a doscientos paletos pertrechados con esvásticas mientras reconducen su aburrimiento al grito de fuera maricas de nuestros barrios. Ellos, Goebbels y Bormann, que no incluyeron rebuznos en los discursos que llevaron al Partido Nacionalsocialista Alemán del Trabajo al Bundestag, ni excluyeron a nadie del petitus de sumar alemanes al proyecto de construcción del Tercer Reich.

Ellos, que durante la campaña electoral se limitaron a combatir el auge del comunismo, con escasa referencia a los judíos. Ellos, que fraguaron el holocausto desde el poder, sin prisas. Sin ruido. Solo cuando jurídicamente se arrinconó por completo al pueblo judío (Leyes de Nüremberg-1935-) comenzaron a vomitar soflamas antisemitas.

Ningún enemigo con la clara intencionalidad de causar daño lo va gritando a pleno pulmón

Aunque cueste creerlo, así fue. Ningún enemigo con la clara intencionalidad de causar daño lo va gritando a pleno pulmón. Los que exhiben sus miserias con tanto descaro son provocadores y profundamente estúpidos.

Y lo peor de todo es que, como hacen los tontos, arrastran a todo el colectivo a una confrontación estéril que lleva días librándose en un escenario improbable mientras la auténtica semilla del odio, aquella que ocasionó el mayor daño a nuestra democracia, renace con astucia en Mondragón, bajo la batuta de SARE y con la burda excusa de apoyar a Henri Parot, un auténtico nazi.

Parot llevó su supremacismo al extremo de convertir nuestro vecindario en un gigantesco campo de exterminio en el que murieron cuarenta personas entre hombres, mujeres y niños. Si queremos hablar de neonazis, hagámoslo, pero con rigor, conocimiento y respeto.

Continue Reading

Historia

Aparece el sello de los genoveses en un documento de la audiencia de Sevilla

Published

on

Spread the love
Con la toma de control del señor de Marchena de Cádiz entre 1467 y 1493 los genoveses vivieron un gran auge. El cabildo gaditano estuvo entonces controlado por 21 comerciantes genoveses y uno judío
El sello de los genoveses tenía una espada rematada por cruz y con filacteria que contiene una leyenda no legible. El sello se ha localizado en un pleito de los herederos de Juan Pablo de Quinquevie y Octavio Seco, vecinos de Milán, contra Ambrosio Ansaldo de Gregorio, mercader genovés, sobre impago de una deuda de 194.000 reales (1592/1596), fondo documental de la Real Audiencia de Sevilla.
Desde 1251 los genoveses pagaban la mitad de impuestos aduaneros y tenían un amparo especial para exportar aceite, vino y cereales producidos en el Aljarafe y otros puntos de la provincia y metales «principalmente mercurio» extraídos de las minas de Almadén de la Plata.
SABER MAS Emilio Martín Gutiérrez. Nuevos datos sobre la población y los genoveses en la ciudad de Cádiz.
Salvago, Melchor, Bonifaz, Doria, Bocanegra, Casanova, Escanio, Spínola, Estucla, Uselo, Marciore, Machorro, Polo, Marrufo, Oberta, Picardi, Centurión. Los apelidos más destacados de Génova junto a la nobleza local sevillana como los Medina-Sidonia y Arcos, destacan en el comercio de aceite según THOMAS (2003), pp. 526, que hace una interesante descripción de los depósitos de aceite de Sevilla y provincia y su relación con las casas ducales.
En 1485 el arrendamiento de las rentas mayores de Cádiz estaba controlado por cinco genoveses (Jácomo Sopranis, Mateo Viña, Tomás Sauli, Juan Vivaldo y Francisco Adorno) por orden directa de Don Rodrigo y un judío Mosé Abén Semerro.  
Los genoveses consolidan un eje comercial desde Inglaterra, Francia, Italia, Africa del Norte, pasando por las costas italianas y propiciando un auge de los puertos andaluces y gaditanos como Rota, San Fernando y Chipiona.
A principios del XVI, los Ponce de León disponían de buques propios para dedicarse al comercio por el Mediterráneo, aliándose con los genoveses que ya trabajan para la Corona de Aragón.
En la obra Memorias históricas sobre la marina comercio y artes de la antigua ciudad de Barcelona, tomo IV cita que entre 1527 y 29 se registraron en Barcelona varios buques del Duque de Arcos procedentes de Cádiz. Las casas ducales más importantes de Sevilla como los Ponce de León tenían bajeles propios para comerciar.
En 1527 fondearon en Barcelona el galeón Genis de Meraver del Duque de Arcos con base en Cádiz y el Galeón Martín Chaveta también del Duque con base en Palamós.
Los genoveses juegan en la economía andaluza del siglo XV una función dinamizadora moderna y precursora del capitalismo, según David Igual y Germán Navarro en “Los genoveses en España”. Fueron pioneros en la banca a través de letras de cambio y giros dentro de la red de letras de cambio genovesa.
Avalados por el papado los genoveses se instalan en Sevilla desde el Siglo XIII creando un consulado comercial autorizado y favorecido por los monarcas castellanos y también se acercaron al poder y fueron socios preferentes de los reyes granadinos. El primer banquero de Sevilla Gaspar Centurione era genovés.
GénovaGenova, Italia.
Los Doria y Sopranis se especializaron en el comercio de aceite en el valle del Guadalquivir mientras que los Grimaldi se especializaron en el comercio de granos. Entre las mercancías tratadas por los genoveses figuran también el atún bajo aceite y sal, garbanzos, sal, vendidos a lo largo de todos los golfos del Mediterráneo hasta Génova.
Los mercaderes genoveses aparecen como intermediarios de la monarquía y nobleza en 1483 cuando el Rey Fernando pide por escrito al III conde de Arcos que ordene prender al capitán Domingo Gentil, genovés vecino de Cádiz y luego que lo envie a Sevilla, por un dinero que le debía al Rey.
Saldada la deuda los Reyes requieren de nuevo los serivcios del capitán Gentil en 1486 para que medie en la obtención de la primera canongía de la iglesia de Sevilla por Enrique de Guzmán, sobrino del III Conde de Arcos.
En 1524 ya hay genoveses al servicio del Duque de Arcos que aparecen citados en documentos ducales. Agustín de Pradola, mercader genovés, se encarga de cobrar unos fondos en relación a la condesa de Bailén, Blanca Sandoval como tutora de su hijo Manuel Ponce de León.
Una carta de la condesa de Bailén a Juan Fernández, alcalde de justicia de Marchena, «para que dé a Agustín de Pradola, mercader genovés, el dinero que libró a su favor el duque de Arcos. Granada, 1524». 
Ambrosio Spínola y Guzmán fuer arzobispo de Oviedo, Valencia, Santiago y Sevilla (1632-1684) y tuvo rentas y capellanías por varios puntos de Andalucía entre ellos Marchena. 
En la iglesia de San Juan de Marchena Ambrosio Spinola tuvo una capellanía de 1646 al 48 por valor de 136.000 maravedíes. Tenía además rentas en Santa Bárbara de Ecija, tierras en Carmona, y otros lugares que sumaban un total de 400.000 maravedíes.
Su tio Agustín de Spínola macido en Génova y muerto en Sevilla fue obispo y hombre de estado al servicio de Felipe IV. Los Duques de Arcos llevaron el apellido Spinola desde 1729 a 1780.  La Plaza de San Juan se llama del Cardenal Spínola por Marcelo Spínola y Maestre, sacerdote, abogado y periodista, fundador de El Correo de Andalucía.
 
 

Continue Reading

Sin categoría

Secretos de la elaboración del bizcocho marchenero

Published

on

Spread the love
El bizcocho es un dulce a base de huevo, harina, azúcar y ralladura de limón cuya contextura y aspecto requieren que el proceso de elaboración sea completamente artesanal y que su cocción se realice exclusivamente en horno de leña.
De hecho, si bien se trata de una receta a base de ingredientes muy comunes, para obtener un buen producto, conforme a la receta tradicional, es necesario controlar los múltiples factores que intervienen en su elaboración, tarea llevada a cabo únicamente en base a la experiencia y al uso de todos los sentidos.
Si bien en la actualidad el bizcocho marchenero se puede consumir durante todo el año, sigue siendo considerado el dulce característico de la repostería cofrade, por lo que al acercarse la Semana Santa no puede faltar en las casas este dulce.
Hasta los años cincuenta y sesenta del siglo XX el bizcocho se solía preparar en las casas, para después llevarlo a hornear en grandes bandejas en las panaderías locales, que abundaban a lo largo del pueblo.
A tal fin, las mujeres colocaban en sus bizcochos una «pintadera», una marca que les permitiera reconocerlos entre los muchos que se acumulaban en los mesones de las panaderías.
Las mujeres solían preparar bizcocho en grandes cantidades, que guardaban durante todo el periodo festivo para consumirlo en familia e «invitarlo a las visitas con una copita de anís». En la actualidad, el bizcocho es considerado uno de los productos más emblemáticos de la cultura gastronómica de Marchena. Valorado por su calidad artesanal, el bizcocho ha dejado de ser consumido exclusivamente en el periodo de Semana Santa para convertirse en un dulce presente en la dieta cotidiana de los habitantes de Marchena.
La elaboración del bizcocho contribuye a mantener vivo el oficio de la panadería artesanal, muy extendido en los pueblos de la campiña debido a la importancia que el cultivo de cereales tuvo en toda la zona.
Se elabora exclusivamente en las pocas panaderías locales que conservan el método de cocción en horno de leña, «porqué con el horno eléctrico al bizcocho no le sale brillo, sale matado».
El consumo del bizcocho se asocia además al anís, otro producto local cuya producción gozó de gran relevancia en el municipio hasta los años setenta del siglo XX . Los ingredientes básicos para su elaboración son huevos, harina, azúcar y ralladura de limón. Los ingredientes del bizcocho son muy usuales, sin embargo su peculiaridad reside en su proceso de elaboración.
En primer lugar, se prepara una mezcla de huevo y azúcar que se coloca en un perol y se pone a cocer a fuego lento, mezclando constantemente hasta que el azúcar se derrita formando una especie de almíbar de huevo.
La se deja descansar durante un día  y al día siguiente se le añade la ralladura del limón y harina hasta que la masa tome la debida consistencia.
Tras encender el horno «se hace la muestra para ver si el bizcocho tiene brillo o no tiene brillo». Para ello se coloca una cucharada de masa sobre un rectángulo de papel para horno hasta obtener un círculo delgado y se introduce en el horno. Si cuando el bizcocho está cocido no tiene brillo se le añade más azúcar.
Dependiendo del éxito de la muestra se procede a preparar y hornear toda la masa. Con ese objeto, la panadera dispone un pequeño banco junto al horno donde coloca el perol con la masa. Sentada frente al perol, en una silla vasta de estilo sevillano, la panadera coloca una tabla de madera en su falda, sobre la cual se apila el papel de horno.
La panadera, ayudándose de una cuchara, dispone pequeñas cantidades de masa sobre el papel de horno, dándoles forma circular, hasta cubrirlo por completo. Por lo general, en cada uno se pueden colocar seis bizcochos. Cuando el papel está listo es introducido en el horno. A medida que se van cociendo los bizcochos, el panadero los extrae del horno y los deja enfriar en bandejas.
FUENTE: Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico. Alessandra OLIVI , Atlas del Patrimonio Inmaterial de Andalucía. Fase 2. Zona 11. Elaboración del Bizcocho marchenero, 2010.

Continue Reading

Historia

Que relación tuvo Cervantes con Marchena y la casa nobiliaria de los Ponce de León

Published

on

Spread the love

Marchena aparece en el Quijote de dos formas. Una, mencionada de forma directa,  en el Capítulo 57 de la segunda parte del libro, publicado en 1615 cuando Altisidora se burla del Quijote «Seas tenido por falso/ desde Sevilla a Marchena/ desde Granada hasta Loja/ de Londres a Inglaterra». Y otra de forma indirecta, en el capítulo de los leones, donde aparece Manuel (Ponce) de León, «El Valiente» glorificado como héroe medieval, quien estaba en guerra contra los marcheneros y su señor, Rodrigo por la herencia familiar.

Existen distintos documentos y cargos que sitúan a Cervantes llevando un total de 2000 arrobas de aceite de Marchena a Sevilla desde  septiembre de 1588 a julio de 1594 tal y como expuso Fernando Alcaide.

Un documento de 5 de septiembre de 1588 pide la justicia de la villa de Marchena, Alcaldes y regidores que colaboren con Cervantes bajo pena de 500 ducados, y lo mismo se ordenaba a los escribanos del Concejo. Cervantes tenía la potestad de embargar bienes particulares de los marcheneros y ponerlo a disposición de un fin público la monarquía y su política exterior consistente en la expansión a Indias y la guerra contra la Inglaterra protestante según Fernando Alcaide.

Marcheneros o propietarios ubicados en Marchena vendieron aceite a Cervantes . A Alonso Jiménez vecino de Marchena le compro 782 arrobas de aceite a 10 reales la arroba. El doctor Gonzalo Hernández, médico 220 arrobas. Fernando Gregorio vecino de Sevilla, 70 arrobas, Juana de Mendoza vecina de Sevilla, 566 arrobas,  Jorge Rodríguez portugués de Marchena, 225 arrobas, el doctor Diego de Madrid, 78 arrobas, Rodrigo Suárez Garrote vecino de Marchena a 112 arrobas de aceite. Fernando Gil arriero vecino de Marchena cobró 6608 maravedíes por el acarreo de 236 arrobas de aceite de Marchena a Sevilla.

José cabello cabello Núñez investigador y archivero de La Puebla de Cazalla ha documentado la actividad de Cervantes como proveedor de los galeones de la Flota real en Écija, Porcuna, Jaén, Utrera, Carmona, Marchena, Arahal, Paradas Puebla de Cazalla, Morón, Osuna y Villamartín Cádiz al servicio de Felipe II.

Además Miguel de Cervantes estuvo al servicio de los Ponce de León en 1572 tras perder el movimiento de la mano izquierda en la batalla de Lepanto.

En Archivo de Simancas se conservan los documentos del pago a Miguel de Cervantes donde se dice el 11 de febrero de 1573 se ordena a los oficiales de la Armada que liberen a favor de Miguel de Cervantes soldado de la compañía de don Manuel Ponce de León y escudo a cuenta de lo que se le debe y otras referencias similares.

Cervantes se incorpora entonces a la compañía del capitán Manuel Ponce de León en campañas militares como Navarino y La Goleta, con base en los cuarteles de invierno de Sicilia Cerdeña y Nápoles.

Manuel Ponce de León era hijo del conde de Bailén, sobrino de Lope de Figueroa, hombre de conciencia de don Juan de Austria, creador y capitán de los tercios de Granada Costa en la Alpujarra y Lepanto, primo de Luis Cristóbal Ponce de León, duque de Arcos.

Manuel Ponce de León en la Quinta Compañía de Lepanto con 80 soldados con base en las galeras españolas.  El tercio de Granada o de Lope de Figueroa siguió luchando en Flandes a las órdenes de Juan de Austria y en Portugal.

Manuel Ponce de León era primo del Duque de Arcos, señor de Marchena Luis Cristóbal Ponce de León y nieto de Manuel de León «El valiente», en quien se basó Cervantes para el episodio de los leones de El Quijote y que además aparece citado en obras de Lope de Vega y en el romancero tradicional por su valentía enfrentándose a leones y matando moros.

Luis Cristóbal Ponce de León nacido en 1510 en Marchena fue Capitán General de la Armada de Flandes, adonde llevó 600.000 ducados partiendo de Laredo, Asturias con 5.000 soldados según el nobiliario de los Ponce de León. Rehén de Francisco I Rey de Francia en 1529, el rey francés le regala valiosas joyas, luego embajador en EL París de la reina Catalina de Médicis. Vuelto a Marchena ayudó a sofocar la rebelión de los moriscos de Ronda de 1570, fue sepultado en Santo Domingo de Marchena.

GUERRA ENTRE MANUEL Y RODRIGO PONCE DE LEON

Este quijotesco Manuel de León «El valiente», llevó demasiado lejos la guerra por la herencia familiar, con su hermano el Señor de Marchena Rodrigo Ponce de León que concluyó con la cesión a sus nietos de la ciudad de Bailén.

Los marcheneros rechazaron y pusieron en fuga en Enero de 1573 a Manuel Ponce de León y sus hombres que se habían apoderado del Castillo de la Mota. Desde las almenas  Manuel pidió a los vecinos de Marchena que le reconocieran como señor a cambio de ventajas económicas pero los marcheneros prendieron fuego a las puertas del castillo y asaltaron la torre donde estaba y lo pusieron en fuga.

El mismo día que murió Don Rodrigo y para asegurar la toma de posesión de todas las ciudades, Enrique de Figueredo antiguo alcalde de Morón y otros 20 marcheneros a caballo y armados secuestró en Sevilla a don Manuel Ponce de León y lo recluyeron en el castillo de Mairena y luego en Zahara de la Sierra según Carriazo.

Francisca, hija de Rodrigo Ponce de León, recibió de su viuda Beatriz de Pacheco 400.000 maravedíes por manifestar públicamente en una venta de Marchena su fidelidad a la causa de su tío Manuel El Valiente antes que a la de los Pacheco.

Un enfrentamiento azuzado por los Reyes Católicos, según Carriazo, que dieron orden en secreto de fomentar el odio entre hermanos y alentar la rebelión contra los Ponce de León para quitarle la ciudad de Cádiz y así fortalecer la monarquía.

Los reyes envían en secreto a un emisario el bachiller Pedro Díaz de la Torre a la ciudad de Cádiz haciéndole pasar por responsable de la expulsión de los judíos, para estudiar la posibilidad de quitarle la ciudad a los Ponce de León. Le piden al bachiller que cuando vean a don Manuel le hablen como un duque y le recomienden que pida justicia real.

El escritor Gonzalo Fernández de Oviedo describe las hazañas caballerescas de Don Manuel como sus combates singulares en el norte de África para alcanzar el favor de una dama y sobre todo el conocido episodio de Los Leones según el cual se enfrentó a varios de estos animales en un corral que tenía el rey Enrique en palacio a petición de una dama.

Según Pablo J. García Martín lo más probable es que Cervantes se inspirara en la anécdota de Manuel de León.  Los ecos de esta historia y las hazañas de don Manuel de León fueron famosas y muy referidas por diversos autores de los Siglos de Oro, incluyendo al propio Cervantes y a Lope de Vega. Se explica, pues, la referencia del “autor de esta verdadera historia” al famoso personaje, advirtiendo que Don Quijote sería “segundo y nuevo don Manuel de León, que fue gloria y honra de los españoles caballeros”.

CABALLEROS LOCOS ENTRE LOS PONCE DE LEON

Durante toda su vida Juan Ponce de León tuvo que cuidar a su hermano Diego, por estar loco. Diego Ponce de León, hijo de Pedro Ponce de León, abuelo de Rodrigo y Manuel y bisabuelo de Roldán, estuvo casado con Aldonza Portocarrero hija de Luis Méndez Portocarrero.

Aunque no se menciona que fuese loco, en el testamento, su padre no le deja bienes y ordena a sus hermanos que lo mantengan. «Por ende mando que el dicho don Diego no aya cosa alguna de los dichos mis bienes”. Al primogénito y sucesor -don Juan Ponce de León, padre de Manuel- le encomienda “que tome e reçiba en su cargo al dicho don Diego mi hijo, su hermano, e lo tenga en el logar e por la vía e
manera que él entendiere e más cumpla, e lo mantenga e vista e calçe segund le pertenesçiere en quanto el dicho don Diego hubiere”.

Manuel El Valiente tuvo un hijo que pasó la mayor parte de su vida preso por ser un loco peligroso según Fernández de Oviedo.

En el testamento de Manuel Ponce de León, dado en Sevilla el 9 de Julio de 1515 queda constancia de este hecho.  «Y digo que porque el dicho don Roldán Ponce de León mi hijo es menguado de juicio por razón de lo cual él no puede regir y administrar sus bienes y Hacienda como dejo el hombro por tutora y curadora de su persona y bienes a Isabel Ponce de León mi hija».

 Roldán Ponce de León «siendo mancebo fue algo tolerable su locura. Pero cuanto más fue entrando en edad, tanto más perdido y desatinadamente loco. Fue tanto que lo tenían con graves prisiones porque era muy peligroso y muy recio y de muy gran fuerza» dice Oviedo.

Gonzalo Fernández de Oviedo cuenta que Don Roldán se soltó un día de prisión en que estaba «y traía en la mano una espada desnuda y se encontró casualmente con un caballero en el patio de la casa  y le dijo «aquí mi espada Tizona qué fue del Cid Ruy Díaz mi tío y no hay tal espada en el mundo y quiero cortar la cabeza de un golpe limpiamente cómo lo hacía don Roldán mi abuelo».

El caballero amenazado le respondió «Vuestro abuelo no una sino dos o tres cabezas cortaba de un tajo o de un revés. Espere aquí vuestra merced y entraré a llamar uno o dos vecinos y así podrá cortarnos vuestra merced las cabezas de un golpe como lo hacía a vuestro abuelo». Y de esta forma el caballero huyó.

Los cronistas de su tiempo compararon a su tío Rodrigo Ponce de León con el Cid Rui Díaz de Vivar.  Andrés Bernáldez cuenta que los propios reyes compararon a Don Rodrigo con el Cid Ruy Díaz cuando murió «porque los moros le temían tanto que dondequiera que sabían que iba, huían». El loco Roldán era en efecto sobrino del Cid pero del Cid andaluz.

Además el nombre de Roldán viene porque durante siglos los Ponce de León habían creído descender del propio Roldán, vinculado con el linaje de Pedro Ponce de Minerva.

Cuando Don Quijote busque sin éxito el enfrentamiento con los Leones Cervantes lo convertirá en segundo y nuevo don Manuel de León que fue gloria y honra de los españoles caballeros.

Sancho Panza invita a su señor a realizar lecturas más provechosas que las de los libros de caballería y como alternativa le recomienda las hazañas de históricas de Manuel Ponce de León según dice en el trabajo enfrentamiento con un león en la literatura española de Pablo José García Martín.

El Romance de Manuel Ponce de León habla de cómo las cabezas de varios moros cortó en Marruecos.

MARCHENA, PLAZA FUERTE MILITAR EN TIEMPOS DE CERVANTES

Vecinos de Marchena lucharon en el tercio de Lope de Figueroa como Diego de Angulo, Alférez en Sicilia en 1591 en la compañía del capitán Zapata. Angulo pide licencia para pasar a Perú después de haber servido de Su Majestad en la isla de San Miguel y en la isla de Terceira, Azores, luchando contra portugueses. Su hijo escribe lo siguiente «yo Miguel de Angulo, hijo de Diego de Angulo, mi padre, que está sirviendo en el Reino de Sicilia. Soy casado y tengo 4 hijos» por lo que pide irse al rico Perú donde tenía familiares.

Mientras los famosos tercios españoles luchaban en la Europa de los Austrias el Rey obliga a los pueblos, entre ellos Marchena a defender el país en la guerra con Portugal. Las milicias de Marchena pagadas por el Ayuntamiento lucharon en Elvas y Badajoz y participaron en la conquista de Olivenza a los portugueses.

Además los marcheneros que no iban a la guerra, estaban obligados a darle cama, luz, vela, fuego, agua sal y aderezo además de paja para los caballos a todos los soldados que pasarán por el pueblo. El Ayuntamiento pagaba este alojamiento de las tropas en los mesones de la Plaza Vieja, como mesón de los caballeros del Duque de La Ventilla. Otras veces se les daba un refresco consistente en pan vino y queso.

Continue Reading

Sin categoría

Unos mil efectivos contra el incendio en Sierra Bermeja tras la incorporación de recursos de otras comunidades

Published

on

Spread the love

Casi mil efectivos y más de medio centenar de medios aéreos luchan ya contra el fuego declarado el pasado miércoles 8 de septiembre en Sierra Bermeja (Málaga) con los recursos de otras comunidades autónomas plenamente integradas en el operativo de extinción. Durante la noche los efectivos han podido trabajar en todos los frentes. 

Puede ser una imagen de 4 personas, personas de pie y al aire libre

Los medios que trabajan en la zona se han multiplicado, tanto los medios personales como los aéreos, con casi mil efectivos y 51 aeronaves. Han llegado apoyos de Madrid, Castilla-La Mancha, Murcia y Extremadura.

El incendio cuenta en la actualidad con una superficie de 7.780 hectáreas y unos 90 kilómetros de perímetro. A esta hora, un total de ocho carreteras siguen cortadas al tráfico y desde el operativo se pide que se eviten los desplazamientos en las zonas más próximas al incendio.

Puede ser una imagen de 4 personas, personas de pie y al aire libre

En la noche del domingo 12 regresaron a sus casas más de mil personas, aunque siguen desalojadas 1.616 personas. Ninguna de ellas ha tenido necesidad de pernoctar en los espacios habilitados porque lo han hecho en hoteles y albergues que se han ofrecido a acogerlos. 

En la actualidad, la zona más activa del incendio es la de municipio de Casares, sin que «ahora mismo» haya riesgo inminente de desalojos porque el fuego no avanza hacia las viviendas. Los trabajos a lo largo de toda jornada permitirán decidir si es viable la vuelta de más personas a sus viviendas.

Puede ser una imagen de texto que dice "INFOCA 112 Emergencias Andalucía #IFJUBRIQUE MEDIOS DESPLEGADOS UN OPERATIVO DE MÁS DE MIL PROFESIONALES 21 Dispositivo de Extinción del Plan Infoca. 450 .C.P Bomberos Málaga --------.. 24 Bomberos Málaga 13 •Bomberos Benalmádena 3 Bomberos Torremolinos Bomberos Marbella Bomberos Mijas Bomberos Fuengirola UME Guardia Civil Cuerpo Nacional de Policía CNP Adscrita Policía Local de Estepona Emergencias 112, GREA Protección Civil AMA AVPC Estepona •AVPC Ronda AVPC Algatocín •AVPC Alhaurín de la Torre AVPC Manilva AVPC Mijas EPES SAS ERICAM 260 60 11 21 2 16 25 43 Medios aéreos 19 51"

La consejera de Agricultura, Carmen Crespo, ha explicado que el Gobierno andaluz, en coordinación con los alcaldes de la zona afectada por el incendio, «ya estamos planificando las tareas previas para que en cuanto se dé por extinguido podamos empezar a trabajar en la recuperación del terreno», primero con una actuación de emergencia y, posteriormente, con la elaboración de un estudio de reforestación con un grupo de expertos y un comité técnico.

Puede ser una imagen de 2 personas, personas de pie y al aire libre

El grueso del pinsapar, la zona de mayor valor ecológico, «no está afectado» y «se está intentando proteger al máximo».

Por último, Crespo ha tenido un recuerdo por el bombero fallecido, cuyo funeral tuvo lugar el día 12. 

Continue Reading

Sin categoría

Published

on

Spread the love

Continue Reading

LO MAS LEIDO

error: Content is protected !!